lunes, 11 de mayo de 2009

Marcela Habla de su segundo embarazo y mas...


Marcela Carvajal, una mamacita muy intensa.
Está viviendo y disfrutando plenamente su experiencia como mamá, su felicidad irradia y contagia. Cuando pensaba que no tendría más bebés, su segundo embarazo la tomó por sorpresa; tanto que tuvo que deshacer un contrato ya firmado con Fox Telecolombia para la novela 'El capo'.
Hoy cree que este ha sido el mejor regalo de Navidad que ha tenido, pues la noticia le llegó justo el 24 de diciembre del año pasado. Ahora, con 5 meses y medio de embarazo y a la espera de otra hermosa niña, Marcela está dedicada de lleno a su papel de madre que alterna con su nueva faceta como entrenadora de gimnasia personalizada para mujeres embarazadas.
¿Ya escogieron el nombre?Hemos pensado en muchos, pero no hemos llegado a una conclusión final. Tiene que ser un nombre muy especial.
¿Por algo esotérico?En este caso es porque no quiero que tenga referencia a nadie de la familia, a nadie conocido, que signifique algo como el de Cristal, que evoca belleza, limpieza, transparencia. Con la segunda chiquita también quisiera que tuviera un sentido asociado con luz, felicidad, alegría.
¿Cómo reaccionó cuando se enteró?Pensé que estaba enferma o que tenía anemia, pues me daba mucho sueño y estaba perdiendo mucho peso. ¡Nunca se me pasó por la cabeza! Fui a hacerme unos exámenes porque teníamos un viaje y queríamos que todo estuviera bien. Tal vez, si no hubiera sido sorpresa, nunca me hubiera atrevido a tener más bebés.
¿Piensa tener más hijos?Pues, la verdad, no. ¡Suficiente!¿Por qué tener hijos ahora y no antes?Siempre quise ser mamá, pero sentí que era mucho mejor tenerles el camino limpio. Para eso se requería madurez. Quería estar madura, haber hecho muchas cosas y conocerme muy bien para tener hijos. Esta era la época perfecta para tenerlos.
¿Es una mamá obsesiva?No sé si obsesiva pero intensa sí. Es porque mi prioridad es ella (habla de Cristal, su primogénita), mi tiempo se lo lleva ella, los planes son alrededor de ella. La maternidad me despertó una sensibilidad que siempre creí que no tenía. Trato de cuidar mucho lo que come, lo que se pone, lo que huele porque me aterra la contaminación.
¿Cambiaron algunos hábitos desde su primer embarazo?No volví a fumar, le cogí fastidio, odio también el olor de los buses.
¿El amor le despertó el gusto por el ejercicio? (Beto Gaitán, su esposo, es entrenador personalizado)Una de mis frustraciones fue no haber sido bailarina. Siempre hubo un interés por el cuerpo desde que tengo memoria. El gimnasio lo descubrí por Amparo Grisales, en La sombra del deseo, con Beto cuando lo conocí y me contó que era entrenador fue un tema en común.
¿Usted se convirtió en entrenadora de mujeres embarazadas?Como mis embarazos han sido tan seguidos y ya estaba volviendo a hacer ejercicio, me dije: 'voy a investigar cómo es el cuerpo de una mujer en embarazo', porque hay pocas personas que se especializan en eso.
¿Cómo llegó a ser entrenadora?Es un programa para entrenar poblaciones especiales, en este caso madres que están embarazadas o en posparto. Estoy haciendo la certificación con Juanita Uribe. Ella está certificada por el Colegio Obstétrico de Estados Unidos. Apareció la idea de entrenar mujeres embarazadas y es una parte laboral que me gusta, donde puedo compartir mi experiencia como mamá y mis conocimientos.
¿Cuáles son los beneficios del ejercicio durante el embarazo?Sicológicamente sube la energía, libera adrenalina y endorfinas, te frena la depresión. Con el ejercicio te sientes mejor con tu cuerpo, más atractiva y más ágil; protege las articulaciones, evita la retención de líquidos y los problemas metabólicos.
¿Cada cuánto es aconsejable hacer ejercicio?Mínimo tres veces a la semana
son los consejos de una mama?Hay que tener una dieta variada, evitando grasas y comidas difíciles de digerir, nada en excesos, tener cuidado con las carnes crudas, comer frutas, verduras, cereales, aceites naturales, granos secos, proteínas vegetales y sí tienen antojos, no se los nieguen. Dormir es muy importante. En la lactancia va a necesitar de todo, hay que calcificarse y tomar vitaminas complementarias especiales para mujeres embarazadas. Es toda la preparación para lo que viene.
¿Cómo se sintió al perder el contrato con Fox Telecolombia?Con un poco de tristeza, pues me moría de las ganas de trabajar con Ricardo Gabrielli, me moría de las ganas de volver a retomar mi actividad laboral. Digamos que una parte insistió mucho en trabajar así estuviera embarazada, se pensó inclusive en embarazar el personaje, pero finalmente algunos productores dijeron que era difícil, había muchos viajes y podíamos poner en peligro a la bebé.Tiene un club de 'fans'...El más divino del mundo, hay personas de todas partes: Venezuela, Argentina, Ecuador, Perú, Guatemala, Nicaragua, Estados Unidos, hasta Japón y París. Una vez al año, en el mes de junio, de diferentes partes del mundo vienen a visitarme.
¿Cambian las ofertas ahora que es mamá?Para mí el tiempo cambió totalmente, eso sería una condición importante. Por eso lo pensaría dos veces para hacer una novela.
¿Quiere decir que no veremos a Marcela en más telenovelas?Una novela implica tiempo disponible y yo no estaría dispuesta a eso. No hay que decir nunca jamás, pero tendría que enamorarme mucho.
Los experimentos que está haciendo Fox Telecolombia son espectaculares, son largometrajes de cine para TV. Eso estaría en mis condiciones.
Tomado de El Tiempo